Cuando hablamos de secreto profesional en enfermería nos referimos al hecho de ocultar los datos que nos confía el enfermo.

El enfermo, sin previo acuerdo, confía en el sanitario y le concede una serie de confidencias que no siempre van a estar ligadas a su enfermedad; las cuenta porque tiene total confianza en la manera de obrar del sanitario.

El secreto, dentro del campo sanitario es uno de los instrumentos más importantes a la hora de diagnosticar. El secreto no sólo es lo que nos confía el enfermo, sino también todo lo que nosotros podamos entrever al observarle.

Como fin del secreto profesional tenemos la propia enfermedad, ya que hay enfermedades que pueden minar al individuo o a la familia en general: tuberculosis, enfermedades venéreas, SIDA….

El secreto profesional trae consigo unas responsabilidades morales, civiles y penales.

¿Qué dice la Comisión de Hospitales de la Comunidad Europea?

 “El enfermo tiene el desecho a que sea respetada la información confidencial y cualquier aspecto de su enfermedad y tratamiento que atente contra su privacidad y personalidad.

El secreto sólo puede ser relevado en el caso de que su retención signifique un grave daño a otro individuo, a la sociedad o al mismo enfermo. En este caso debe relevarse sólo en la medida necesaria y únicamente a la persona o personas que tengan derecho a la información”

Solicita más información sobre el Curso de Auxiliar de Enfermería de Instituto Core de Formación Sanitaria